Novias y Bodas

Maquillaje para la novia

El maquillaje nupcial pretende ser natural y luminoso, realzando los rasgos y corrigiendo las imperfecciones, potenciando así la belleza de cada novia en su estilo.

Deberemos tener en cuenta a la hora de realizar un maquillaje el color del vestido ya que si el vestido es marfil o beige escogeremos tonos cálidos. Si el vestido es blanco podremos elegir entre los tonos cálidos (naturales) o atreverse con tonos fríos (realzar rasgos). Tendremos que tener muy en cuenta lo que mejor le sienta a la novia y sobre todo sus gustos.
¿Cómo realizaremos un maquillaje de novia?

– Limpiar perfectamente la piel con leche desmaquillante. Aplicar tónico e hidratante.

– Aplicar por todo el rostro y cuello un ampolla para alargar la duración de nuestro maquillaje.

– Utilizaremos una base pre-maquillaje para preparar la piel dandole estabilidad al fondo de maquillaje y corrigiendo la tonalidad de nuestra piel. Esperaremos 5-10 minutos antes de continuar maquillando.

– Utilizaremos un corrector para cubrir las ojeras, granitos, manchas e imperfecciones.

– Maquillaremos el rostro y cuello con una base de maquillaje de larga duración y con un tono parecido a nuestra piel. Lo realizaremos con una esponjita húmeda.

– Aplicaremos polvos translúcidos para evitar brillos.

– La sombra de los párpados se puede elegir de acuerdo a la que más favorezca a los ojos de la novia y a su personalidad aunque siempre se debe difuminar bien con el fin de resaltar la naturalidad, se deberán evitar los tonos nacarados.

– Las líneas de los ojos deben ser ser naturales. Las podremos realizar con sombras y así evitaremos que los ojos estén demasiado cargados. Claro que esto dependerá del gusto de la novia.

– La máscara de pestañas debe ser resistente al agua para que no corramos el riesgo que por unas lágrimas estropeemos el maquillaje.

– Perfilaremos los labios en un tono parecido al de la barra. El color de labios será de un tono suave. Le podremos poner un poco de brillo para darle volumen.

– Los coloretes serán de tonos suaves (rosados, melocotones, marrones) acorde con las sombras de ojos y los labios.

– Para terminar con nuestro maquillaje se le aplicará un fijador en el rostro y en los labios para que nos dure el maquillaje el máximo de tiempo posible.

Fuente: www.peinadosymaquillajes.com